Tuesday, May 1, 2012

MAS FRAUDE EN PUERTO RICO ?


Acusan a Miguel Ferrer y UBS Puerto Rico de fraude bursátil
Ferrer afirma que se defenderá hasta lo último de las imputaciones de la SEC
Por Joanisabel González / joanisabel.gonzalez@elnuevodia.com
1 de mayo 2012

Miguel Ferrer indicó que se ha
 rehusado a transar con la SEC
y que se defenderá hasta
 la último. (Archivo/END)

 La Comisión de Intercambio y Valores (SEC) radicó una querella contra UBS Financial Services of Puerto Rico, su otrora principal oficial ejecutivo Miguel Ferrer y Carlos J. Ortiz, el oficial a cargo de traficar en el mercado secundario de acciones de fondos mutuos cerrados de esa casa de inversiones entre 2008 y 2009.


 La SEC acusa a la firma de inversiones y a los dos oficiales de haber hecho representaciones falsas en torno al mercado secundario de tales instrumentos de inversión. La casa de inversiones llegó a un acuerdo con el regulador bursátil federal a raíz de las imputaciones por el que pagarán unos $26.6 millones.

Ferrer no transa y se defenderá

A la acción de la SEC en su contra, Ferrer reaccionó indignado y aclaró que se ha “rehusado” a transar el pleito. “Déjenme ser absolutamente claro: (…) No he hecho nada indebido, no he violentado ninguna ley y siempre he actuado en los mejores intereses de nuestros clientes. Los ofrecimientos de fondos a los cuales se refiere el SEC, fueron y son inversiones sólidas que han provisto a nuestros clientes con ganancias favorables”, afirmó Ferrer en declaraciones escritas tan pronto trascendió el acuerdo de UBS Puerto Rico con la SEC.

“Aunque para mí lo más fácil hubiese sido transar con el SEC, estoy totalmente convencido de que esta demanda es completamente sin mérito alguno y tengo la intención de defender vigorosamente los reclamos”, aseguró Ferrer, quien cuenta con unos 50 años de experiencia en banca e inversiones. De acuerdo con la SEC, la casa principal casa de inversiones de Puerto Rico conocía de un desbalance significativo en la demanda y oferta del mercado secundario de la Isla donde se traficaba los fondos mutuos que estructuró y vendía la firma y discutieron “internamente” la débil condición de ese mercado.

Sin embargo, UBS Puerto Rico “engañó y falló” al no divulgar que la firma controlaba el mercado secundario, donde los inversionistas buscaban vender sus participaciones en los fondos mutuos.Por su parte, UBS indicó que el acuerdo con la SEC supone no admitir ni negar los hallazgos del regulador federal, señalando que los eventos asociados con la investigación federal corresponde a “un período de gran turbulencia en los mercados entre 2008 y 2009”.

“UBS informó sobre la investigación del SEC hace más de un año y desde entonces ha mejorado aun más la transparencia de los procedimientos de compra y venta como parte de un compromiso continuo con el mercado de capital local”, indicó la casa de corretaje en un parte de prensa en el que alega que cualquier pérdida incurrida por los inversionistas durante el período en cuestión sería menos de $5 millones.

Al 31 de marzo de 2012, la capitalización agregada de tales fondos sería de casi $5,000 millones. Mientras, el director de la división de Cumplimiento de la SEC, Robert Khuzami, indicó: “UBS Puerto Rico negó a sus clientes de fondos mutuos cerrados a lo que tenían derecho bajo la ley, información de precio y liquidez adecuada y una mesa de comercio que no tomara pusiera los tratos de UBS en ventaja sobre aquellos de sus clientes”.